El lugar donde los libros enseñan las historias que llevan entre sus líneas

Escrito en el agua

El agua, cuando está tranquila, suele ser una fuente de calma. Pero no todo está en la superficie. Los peores peligros suelen acomodarse detrás de una pantalla inofensiva. Paula Hawkins se basa en esta idea en “Escrito en el agua”.

Sinopsis

Pocos días antes de morir, Nel Abbott estuvo llamando a su hermana, pero Jules no cogió el teléfono, ignoró sus súplicas de ayuda. Ahora Nel está muerta. Dicen que saltó al río. Y Jules se ve arrastrada al pequeño pueblo de los veranos de su infancia, un lugar del que creía haber escapado, para cuidar de la adolescente que su hermana deja atrás. Pero Jules tiene miedo. Mucho miedo. Miedo al agua, miedo de sus recuerdos enterrados largo tiempo atrás, y miedo, sobre todo, de su certeza de que Nel nunca habría saltado…

Opinión

Que un pueblo permanezca con el rencor y el odio guardado en sus rincones no es una idea nueva en la literatura y tampoco en el cine, pero siempre es interesante ver cómo se desenvuelve el último trabajo relacionado con este tema. Esta vez no es uno cualquiera, es un lugar con una maldad que les rodea, cuyo origen es la Poza de las Ahogadas, donde varias mujeres dejaron que su vida se confundiese con el agua para no volver atrás.

Después de su best-seller “La Chica del Tren”, Paula Hawkins vuelve con fuerza con un thriller donde nada es lo que parece. Cuando Nel Abbott se suma a la lista de las mujeres que han muerto en la poza, su hermana Jules vuelve a su hogar de la infancia para hacerse cargo de su sobrina, Lena. Los años de vida nueva no le servirán de nada cuando los recuerdos del pasado, aquellos que tanto tiempo pasó olvidándose, la envolverán y la sumergirán en un remolino oscuro, donde todos guardan secretos.

La historia es buena y llama la atención, las leyendas que rodean la Poza de las Ahogadas merecen la pena y las truculentas relaciones entre los vecinos del pueblo son maravillosas. Y aquí es cuando comienzo a hablar de lo que realmente pienso.

Es una pena tener una primera novela por las nubes porque las siguientes tendrán que estar a la altura o superarla, y “Escrito en el agua” no está en el mismo nivel que su predecesora. Mientras en la primera funcionaba que cada capítulo fuese el punto de vista de quien hablaba, en la segunda ya hemos visto el recurso y no tiene el mismo impacto. La trama es demasiado enrevesada para hacer algo así y hasta la mitad del libro, quizás algo más, el lector se abruma con tanto nombre y tanto dato de cada uno. Este problema se acrecienta con la lentitud del comienzo, cuesta seguir la historia.

Quitando estos desperfectos, si alguien se adentra en el nuevo libro de Paula Hawkins conseguirá atar cabos y disfrutar de una buena lectura. La autora sabe analizar la psicología de las personas y lo demuestra en sus dos libros, aunque en este le lleve más tiempo arrancar del necesario. Eso sí, cuando uno se adapta, verá que todo es agua, desde nuestra acomodación hasta la fluidez de los hechos. El final sorprende hasta a quien había hecho sus quinielas sobre el misterio de la poza.

“Escrito en el agua” es una novela con mucha historia en su interior, donde el agua se desliza densa pero cubriendo todos los huecos que puedan quedar sin entender

Las cosas que quiero recordar se me olvidan, y las que intento olvidar no dejan de acudir a mi mente

Share it!:

próximo Publicación

Atrás Publicación

Dejar una contestacion

© 2018 La voz a ti cedida

Tema de Anders Norén